martes, 20 de julio de 2010

No estamos solos

A veces nos puede dar la sensación de que estamos solos. Tenemos problemas en el trabajo, o falta de empleo, o en la familia, con nuestra salud, con los amigos... y podemos llegar a pensar eso, que estamos solos. Aparentemente puede ser que sí, pero solo eso; en apariencia. Jesús, el AMIGO que nunca falla siempre está con nosotros. Parece un tópico pero no es así. Como dice la canción: "Dios está aquí, tan ciento como el aire que respiro...". No para de demostrarnos que Él está a nuestro lado y que está esperándonos, dispuesto a echarnos esa mano que pedimos y que parece que nunca llega. Es más, está deseando que, tan solo nos sentemos un rato a con Él. Pues Él mejor que nadie sabe de nuestras cosas.
Y además, Dios se vale de cualquier cosa para ayudarnos; de cualquier cosa. Sólo debemos tener los ojos abiertos y darnos cuenta de lo que sucede en nuestro alrededor.
Un e-mail, un sms, una llamada de teléfono, un comentario de alguna persona que está como nosotros esperando el autobus, una conversación que tengamos con alguien... puede tener la respuesta que tanto pedimos a Dios. Incluso esa persona que decimos para nuestros adentros "¡vaya qué pesado es éste!", quizás esa persona sea la que tenga la solución a nuestro problema, o puede que Dios nos la ponga delante de nuestras narices porque es con la que debemos pasar el resto de nuestros días... ¡Sólo Dios sabe!.
Lo que está claro, es que cuando pensemos que algo se nos ha solucionado sin saber cómo, no es por casualidad sino por "Jesualidad", y sólo debemos mirar atrás para ver que en la arena de nuestro caminar, no hay una, sino dos hileras de huellas.
El Señor os bendiga.

7 comentarios:

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Nada es casualidad,sí Providencia y luz del Espíritu Santo que guia a unos para decirle a otro «ánimo, Estoy a tu lado ». Nos encontraremos con situaciones parecidas en muchos momentos de la vida y siempre si estamos a tentos al OTRO, encontraremos a un hermano en necesidad de consuelo, de ayuda y de amistad, de calor humano.La oración es una fuerza muy poderosa de ella se conocen muchas cosas que aparentemente son un secreto o pasan inadvertidas. Dios sabe hacer las cosas bien y deja como bien dices Rafa «Sus pisadas».
Con ternura
Sor.Cecilia
«

Montserrat Llagostera Vilaró dijo...

Hola:

Por primera vez visito este blog, que he conocido a través de la buena amiga Sor Cecilia.

Que frase más hermosa si ha sido por Jesualidad que yo haya entrado en tu blog.

Saludos cordiales, Montserrat

Rafa dijo...

Sor Cecilia, muchas gracias por todo, por estar ahí.

Monserrat, gracias por visitar mi blog y por quedarse.

Sin duda, como digo en el post, el Señor hace las cosas muy bien y nada es por casualidad, sino por Jesualidad. Así que, será Jesualiadd que ustedes entraran y comentaran en mi blog.
Gracias de nuevo a todos, por todo.
El Señor os bendiga.

Ara dijo...

Si te sirve mi experiencia te diré que si hubiera tenido sensación de soledad, si hubiera creido que andaba sola el camino , si hubiera solamente imaginado que Él, el Amor mismo no me estaba sosteniendo a cada paso, no hubiera podido seguir adelante...
En los momentos mas duros se de sus susurros, de la paz que entra en mi habitación al invocar su nombre... por todo he pasado y de todo he salido y por todo doy gracias a quien me lleva en brazos, a quien es mi Cirineo en el camino....

PD: No comento jamas a nadie, no es mi misión, solo quiero alabar a Dios, pero leo, leo muchos blog y frecuentemente me encuentro con la desesperanza, la soledad, el hastio...mi corazón me dice que la alegría de saber a Dios conmigo no puedo guardarmela para mi sola. Que Dios te Bendiga poniendo paz en tu corazón.

Gran Visigoda dijo...

"Yo te he mandado que seas fuerte y valeroso. No temas ni te acobardes, porque el Señor tu Dios estará contigo dondequiera que vayas. (Josué 1,9)"
Esta es la cita que encabeza la columna lateral de tu blog, ante estas palabras ¿A que se puede temer? ¿Cómo pensar en soledad siquiera?... Confianza y abandono en el corazón Sagrado y Misericordioso de Jesús, ese es el secreto...
Te dejo un saludo.

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Paso a saludate y oro por ti y esa pequeñica que ha desapareciso en Basil.
Con ternura.
sor.cecilia

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Mi Rafa, pásate mañana por mi blog a compartir conmigo un premio.
Ánimo que estoy a tu lado
Con ternura
Sor.Cecilia